24 Apr 2018 Statement Derechos y gobernanza ambiental

Declaración de ONU Medio Ambiente sobre el asesinato del activista Nazildo dos Santos Brito en Brasil

Declaración de ONU Medio Ambiente en respuesta al asesinato del activista ambiental Nazildo dos Santos Brito y la escalada de violencia contra los defensores de los derechos territoriales en Brasil.

ONU Medio Ambiente observa con profunda preocupación la escalada de violencia contra los activistas por los derechos sobre la tierra en Brasil. Los recientes asesinatos de Nazildo dos Santos Brito y otros dos activistas ambientales en el estado de Pará son indicativo de un preocupante patrón de represalias contra quienes protegen sus derechos ambientales y humanos.

Los derechos territoriales que están garantizados por la Constitución brasileña deben ser cumplidos por el gobierno y respetados por las empresas. El asesinato de indígenas que viven en la primera línea de la protección ambiental es inaceptable. ONU Medio Ambiente pide una investigación completa, imparcial y transparente sobre los asesinatos de Nazildo dos Santos Brito y los dos líderes de la Asociación de Caboclos, Indígenas y Quilombolas de la Amazonía asesinados desde diciembre.

Esta violencia en el corazón de uno de los lugares más importantes para el equilibrio ecológico de la Tierra menoscaba los grandes avances logrados por Brasil en los últimos años para salvaguardar sus recursos naturales del uso insostenible.

Las soluciones a los desafíos de los derechos territoriales están disponibles y se han implementado en muchas partes del mundo, pero se debe abrir un espacio para que las comunidades indígenas y locales hablen sobre las cuestiones intrínsecas a sus derechos ambientales y humanos. ONU Medio Ambiente ha estado participando exitosamente en la Mesa Redonda sobre Aceite de Palma Sostenible y está dispuesto a trabajar con las autoridades pertinentes del estado de Pará, así como con los productores de aceite de palma de la región, en el tema de los derechos a la tierra relacionados con este cultivo.

ONU Medio Ambiente promueve una mayor protección para los defensores del medio ambiente y la tierra, y reconoce y se basa en el trabajo clave de los Procedimientos Especiales de la ONU y los actores de la sociedad civil. Esta política se basa en el derecho ambiental internacional, incluidos los instrumentos y resoluciones pertinentes de las Naciones Unidas.

Sobre esta base, ONU Medio Ambiente pide que la violencia contra los activistas por los derechos territoriales cese inmediatamente y que se garantice la seguridad de los líderes de los grupos defensores de estos derechos.

Erik Solheim

Director Ejecutivo, ONU Medio Ambiente